Buscar este blog

miércoles, 18 de enero de 2017

Cuchillo de agua, una historia en la que el ser humano pierde su humanidad.

SINOPSIS:

En un futuro no muy lejano, tras siglos de sobreexplotación, el río Colorado se está secando. La catástrofe obliga a miles de ciudadanos a emigrar a zonas más fértiles de los Estados Unidos, pero los estados construyen barreras para impedir la marea de refugiados que se les viene encima. A medida que la sequía se extiende y se prolonga, el campo y las ciudades se convierten en páramos sin ley, presa de especuladores.
En medio de esta desalmada guerra por el agua, el mercenario Ángel Velázquez está al servicio de un poderoso cártel que busca nuevos acuíferos. Siguiendo su cometido se cruza con la curtida periodista Lucy Monroe, quien conoce de primera mano el peligro de saber demasiado, y con la joven María, hija de un emigrante mexicano, que sueña con escaparse al norte.
Con la ciudad de Phoenix viniéndose abajo, no queda más remedio que depender los unos de los otros para sobrevivir. Aun así, en un escenario en el que el agua vale más que el oro, las alianzas resultan tan movedizas como la arena.

Con Bacigalupi tuve un grave desencuentro tiempo atrás cuando comencé a leer la Chica mecánica. No llegaba a comprender como esa novela tan insípida y que se me tornó tan aburrida en muchos momentos había recibido la gran mayoría de grandes premios dentro del género de ciencia ficción.  Me dije, si esto es lo mejor que me puede ofrecer Bacigalupi, entonces es que este autor no es para mí.

Lo mantuve apartado de mis lecturas hasta que a finales del año pasado leí una reseña de esta novela que hoy os traigo, luego otra y así hasta que terminé sin saber muy bien el motivo comprando este libro. Esto último quizás no sea cierto, lo compré en gran parte porque la gran mayoría hablaba maravillas de la historia y quizás también por quitarme el regustillo amargo que su última lectura me había dejado y que todavía a día de hoy se aferraba a mi cerebro.

En fin, me dejo de tonterías y me pongo ya a hablaros de Cuchillo de Agua. Lo primero que debemos de saber es que el mundo se ha ido al carajo, literalmente. Una grave sequía asola gran parte de Norteamérica, y la otra parte que si dispone de agua parece que sufre graves problemas con tsunamis, incendios y demás, vamos, lo que es un paisaje bucólico de postal.

La acción nos sitúa en plena cuenca del río Colorado, la cual está controlada hasta el último metro de su recorrido por todo tipo de organizaciones gubernamentales que no parecen dispuestas a permitir que nadie se sirva ni un trago de su agua. De estas últimas cabría destacar al gobierno de California y Las Vegas, conocidos por su implacabilidad y crueldad a la hora de cortar el suministro de agua de cualquier ciudad o asentamiento, sin importarle las decenas de miles de personas que estén conduciendo a su muerte.

Este preámbulo nos conduce a Phoenix, o mejor dicho al estercolero que es el Phoenix actual. Situada en mitad del desierto, esta ciudad sin ley en la que las bandas de narcos campan a sus anchas y los miles y miles de refugiados tejanos mendigan por un poco de agua, se encuentra al borde del precipicio en todos los sentidos. Los acuíferos que la mantenían a salvo se están agotando y cada día que pasa hay más gente sedienta cuya humanidad se está evaporando como el agua de la que dependen.

En mitad de ese caos se halla Lucy Monroe, una periodista de prestigio que acudió a la llamada de socorro de la ciudad, pero que ha terminado por darse cuenta que el cáncer que pudre Phoenix ha arraigado demasiado profundo como para que esta pueda alcanzar la salvación. Su curiosidad de periodista hará que Lucy se vea metida en mitad de una guerra entre California y Las Vegas, donde conocerá a Ángel Velázquez, otro de los grandes protagonistas de la historia y uno de los afamados Cuchillo de agua de Las Vegas.

Junto a Ángel, Lucy deberá descubrir que busca la gente de California e intentar apoderarse de ello antes de que estos acaban con su vida y la ciudad de Phoenix y su gente se vayan al carajo.

La historia nos conducirá a un desenlace en el que el autor tratará de pillarnos por sorpresa, pero que para mi gusto acaba siendo bastante artificial y poco convincente.

Analizando otros aspectos, el ritmo de la narración combina momentos de acción trepidantes con otros más pausados, pero en ningún caso aburridos como me sucedió con la Chica mecánica. La prosa empleada por Bacigalupi es rica en matices y nos ayuda a la hora de introducirnos en este mundo tan falto de humanidad que nos plantea. A destacar sus buenas y detallas descripciones.

Terminando con los personajes protagonistas, estos me han parecido uno de los puntos con mayor margen de mejora. En general son todos bastante planos y se hallan demasiado encasillados dentro de su papel, lo que nos impide obtener un punto de vista más amplio de lo que sucede durante la trama. Tampoco ayuda la forma en que los personajes protagonistas terminan tomando contacto entre ellos en ciertas fases de la historia, siendo todo demasiado forzado por parte del autor norteamericano.   



COSAS QUE ME HAN GUSTADO:

Ø   La atmósfera cargada de desesperación en la que nos envuelve Bacigalupi me parece con diferencia lo mejor de esta novela. La angustia rodea a los personajes enquistándose dentro de su alma y dejándonos la sensación de que no nos gustaría vivir en ese hipotético futuro.
Ø   La ambientación es el otro punto fuerte de la historia. La descripción de Phoenix y su sociedad nos trae recuerdos de post apocalipsis, a pesar de estar todavía en una supuesta sociedad civilizada. A destacar también el uso que hace el autor de ciertas tecnologías actuales que todavía se están desarrollando y que son de uso común en ese mundo.
Ø   El mensaje ecológico que nos manda la historia y que seguro que hará reflexionar a más de uno sobre el futuro al que nos vemos abocados.

COSAS QUE NO ME HAN GUSTADO:

Ø   Con las grandes posibilidades que nos plantea el universo creado por Bacigalupi, al final nos encontramos con una trama demasiado lineal y previsible que desemboca en un final que quiere sorprendernos sin conseguirlo.
Ø   De cada uno de los personajes pende una enorme etiqueta y en ningún momento se les permite variar su papel. Demasiado encasillados para mi gusto.
Ø   La forma en que ciertos personajes terminan entrelazando sus destinos durante la trama me ha parecido bastante forzada.

CONCLUSIÓN:

En Cuchillo de agua Bacigalupi nos presenta uno de los más que posibles futuros desoladores que nos espera si seguimos descuidando nuestro medio ambiente. Destaca sobre todo la ambientación, tétrica y desoladora por la crudeza que se nos muestra en ella al desnudar el alma del ser humano acorralado. La trama nos presenta un thriller en el que podremos disfrutar de una historia con momentos muy interesantes, pero que no termina de quedar redonda, ni en la forma de resolverse, ni en el modo en el que los personajes interactúan y se desarrollan, desaprovechando en cierta manera la gran atmósfera que crea el autor. ¿Recomendable? Bueno, si te gustan las historias con ese punto apocalíptico en el que se nos muestra lo peor de la humanidad, te gustará. Ahora bien, si esperas un gran thriller innovador o una historia de ciencia ficción como tal, en ese caso es mejor que te dediques a otra cosa.

NOTA: 6.5 sobre 10.



2 comentarios:

  1. ¡Hola!
    este libro me llama bastante la atención, pero hay cosas que me echan para atrás.
    Un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La gente lo recomienda bastante, a mi no me ha terminado de convencer, pero eso no significa que sea una mala lectura. Piensa que en el peor de los casos al menos es entretenido.

      Saludos y gracias por comentar.

      Eliminar